imagen provisional
Inicio Eventos Reseña
histórica
Datos
económicos
AgroTienda Rutas Lugares
naturales
Bienes de
interés cultural
Galería de
imágenes
Servicios
públicos
 

Bienes de interés cultural de La Puebla de Híjar

Patrimonio Cultural de Aragón
Ruta del Tambor y del Bombo
Gran Enciclopedia Aragonesa SIPCA Sistema de Información del Patrimonio Cultural Aragonés
Arzobispado de Zaragoza
   
   
   
Híjar (Teruel)
Albalate del Arzobispo (Teruel)
BIC
Jatiel
Jatiel (Teruel) Samper de Calanda (Teruel)
BIC
Castelnou
Azaila (Teruel)
Castelnou (Teruel)
La Zaida (Zaragoza)
Sástago (Zaragoza)
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
 
 
 
 
 
 
 
 

El Chariff

Fuente, lavadero y abrevadero del Chariff
 
Lavadero del Chariff de La Puebla de Híjar (Teruel)   Fuente y lavadero del Chariff de La Puebla de Híjar (Teruel)
 
 
 
 
 
Portal-capilla de San Roque
Portal-capilla de La Puebla de Híjar (Teruel)
 El portal de San Roque es una de las puertas de acceso a la población, se ubica la capilla abierta de San Roque. Se compone de dos plantas. La planta baja, adintelada, es la que permite el paso de la calle. La planta superior, se compone de un arco de medio punto, cerrado por una cristalera a través de la cual se ve el interior. Cubierta con un tejado a dos aguas de teja árabe, en un extremo, una pequeña espadaña soporta una campana.

 
 
 
 
 
 
Casa Consistorial
La casa consistorial de La Puebla de Híjar está situado en la plaza de la localidad y recientemente fue rehabilitado y modificado, aunque respetando en cierto modo la apariencia original. Se trata de una construcción de tres plantas y cuenta con lonja de tres arcos rebajados y balcón corrido en la planta intermedia, abriendose tres vanos en la superior. Entre la segunda y la tercera aparece el escudo de la localidad y encima de este un reloj. A su lado se encuentra uno de los portales de la villa, también restaurado y portando el escudo.

 
 
 
Iglesia de la Natividad de Nuestra Señora
Iglesia de La Puebla de Híjar (Teruel)
La iglesia parroquial de la Natividad de Nuestra Señora es el volumen que domina el barrio antiguo de la Puebla de Híjar.

Se trata de una construcción en sillería de planta rectangular de tres naves divididas en cinco tramos cada una de ellas. El tercer tramo de la nave central equivale al crucero y el quinto tramo a la cabecera de testero recto. Las naves se cierran con bóveda de aristas en los tramos de la nave central y con bóveda de lunetos en las laterales. El tramo equivalente al crucero se cierra con una bóveda semiesférica iluminada por unas ventanas abiertas en el tambor de la cúpula. El tramo de la cabecera, se cierra con una bóveda de cuarto de esfera, apeadas sobre trompas. El primer tramo a los pies, tiene el coro, el cual se soporta sobre un arco de medio punto rebajado, y ese tramo de la nave central se cubre con una bóveda de medio cañón.

La cubierta de la iglesia se soporta sobre ocho grandes pilares cuadrangulares acanalados; y por pilastras en las zonas adosadas al muro. Estos pilares y pilastras, se dividen en una basa decorada con molduras en cuarto bocel, el pilar propiamente dicho lleva un resalte cuadrangular, y el capitel, es de estilo corintio. Sobre el capitel, apea el cimacio y sobre este el arquitrabe, al modo clásico. Para no modificar la proporción del pilar respecto al capitel, tiene una zapata que sobre eleva el conjunto hasta alcanzar la altura de la bóvedas.

La fachada es austera de piedra arenisca rematada por un tímpano triangular. En la misma se abre la portada, fechada en 1766 y con las armas de los Duques de Híjar, cobijada por un arco resaltado que la protege de la intemperie. La portada se compone de dos cuerpos en altura siendo muy estilizada y esquemática. El inferior, se compone de la puerta de acceso al templo, que abre en arco de medio punto. Se enmarca por dos pares de pilastras que soportan capiteles corintios y a su vez el cuerpo superior. Entre las pilastras adosadas, se abren unas hornacinas en las que originalmente habría figuras. El cuerpo superior se quiebra en el centro para acoger otra hornacina de mayor tamaño ubicada sobre la puerta. Sobre la hornacina, se abre una ventana cuadrangular. Este conjunto de hornacina y ventana, se enmarca por un par de pilastras adosadas de menor tamaño que en el cuerpo inferior, y unos elementos sigmaformes, hacen la transición hasta igualar el ancho del cuerpo superior con el inferior. El remate es un tímpano triangular de perfil curvo. La torre, situada a los pies en el lado de la epístola, es de estructura metálica y moderna. A pesar de existir un proyecto de torre-campanario, nunca se construyo por motivos técnicos o económicos.

 
 
 
 
Ermita de la Virgen de los Dolores
Exposición Permanente de Nuestra Semana Santa
Centro de Interpretación de la Semana Santa de La Puebla de Híjar (Teruel)

La ermita de la Virgen de los Dolores está situada en el llamado barrio de la Estación. Incluye la exposición permanente de "Nuestra Semana Santa".

Se trta de una construcción en estilo ecléctico sobre los restos de otra anterior. Consta de un edificio de planta de cruz griega, con un cimborrio cuadrangular en el crucero. La portada, lo más ecléctico de todo, es de dos cuerpos. El inferior, construido en piedra sillar, consta de un arco de medio punto de acceso al templo, enmarcado de dos pares de pilastras acanaladas adosadas, coronadas de capitel toscano. El segundo cuerpo, presenta una galería de arquillos de estilo aragonés, rematado de un frontón triangular y en lo alto del mismo, una espadaña con una campana.

 
 
 
Ermita de la Cruz
La ermita de la Cruz es un edificio de factura moderna, compuesto nave única, que presenta un porche a los pies y un ábside semicircular en la cabecera. Cubierto por una techumbre a dos aguas de teja árabe. Construido en ladrillo y enlucido en cemento, encalado.
 
 
 
Ermita de los Dolores y Calvario
Ermita de los Dolores de La Puebla de Híjar (Teruel)

La ermita de los Dolores es un elemento común a todos los pueblos de tradición semanasantística del bajo Aragón, los cuales tienden a ubicarlos en las proximidades de la población.

El Calvario de la Puebla, se compone de un andador, a través del cual se ubican las estaciones, que componen el “vía crucis”, y que conducen hasta la ermita de Los Dolores, que habitualmente acoge la última estación del mismo. Las estaciones consisten en un pilar vertical de no más de tres metros de altura, en cuya arte superior se abre una hornacina donde se coloca la imagen, que suele ser una cerámica, correspondiente al episodio de la vida de Cristo que proceda.

 
 
 
Despoblado Ibérico de Castillejo de la Romana (BIC)

El despoblado ibérico denominado Castillejo de la Romana está situado en una elevación del terreno dentro del término de La Puebla de Híjar.

La cronología del yacimiento ha sido establecida en base a las cerámicas allí halladas, precisándose la vida del asentamiento entre un momento inicial a comienzos del siglo III a.c. y un momento final que no excedería el año 70 a.c.

Este poblado responde a un tipo de hábitat semejante, aunque de menor escala, al de Azaila, con una zona principal en lo alto del cerro y una serie de espacios en la zona baja, que se han conservado muy parcialmente debido a la fuerte erosión del terreno.

El hábitat o acrópolis está localizado en la zona alta del Cabezo. Es de aspecto alargado y con unos ejes máximos, en su porción más amplia, de 150 metros por 25 de anchura. Por la parte Oeste, y atravesado por el camino de la Zaida a Azaila, se manifiestan una serie de estructuras pétreas conservadas únicamente en su parte de cimientos, y pertenecientes a habitaciones de planta rectangular, con distintas características. Se conservan también alineaciones de muros que pueden pertenecer a posibles calles. En toda esta zona se han encontrado numerosos fragmentos cerámicos, fundamentalmente ibérica lisa y decorada, de tipo común, pasta gris, además de alguna tesela de mosaico. Según sus hallazgos y por sus características esta zona de habitación puede ser la más moderna y de época ligeramente posterior a la acrópolis principal.

El lado oeste, a muy pocos metros del cabezo, conserva restos de habitación muy degradados. Del mismo modo, en la zona este del cabezo, en determinadas terrazas muy erosionadas por la naturaleza del terreno, se aprecian hiladas de mampuestos calizos que evidencian la presencia de habitaciones. Todo ello nos da un hábitat disperso por la periferia completa del Cabezo de la Romana.

Resulta evidente que la población se concentró en la acrópolis, a la que se accedía por la ladera este, la de pendiente más suave, mediante rampas en zig-zag.

En el lado norte del cabezo se observan los cimientos de una posible torre de planta casi cuadrangular y dispuesta claramente como atalaya hacia la parte del río Aguasvivas.